12.7.13

Es la hora de merendar

Parece ser que las cosas como Dios manda están volviendo a su cauce, entre otras el acto de merendar. Mi madre siempre ha sido una fiel defensora de las meriendas de verdad, de las de mantel, vajilla, flores, dulces y un buen rato de conversación. De hecho es uno de los momentos clave cuando vamos a casa.

Pues como en todo, las madres tienen razón, y a los hechos me remito; la merienda ha vuelto. De todos es sabido que la crisis ha traído muchas cosas malas, pero también ha generado una vuelta al pasado, a las cosas de verdad, caseras. De ahí la moda de lo rústico y vintage, el DIY, el handmade.. Todo lo que nos rodea, y sobretodo las modas, son un claro reflejo de lo que ocurre en nuestra sociedad.




Hoy os invitamos a que saquéis vuestras vajillas: de la abuela, de Ikea, del rastro, dos platos sueltos que has comprado en algún mercadillo.. todo vale. Intentad poner flores frescas, un mantel bonito (ya hemos dicho muchas veces que no existen los manteles "de domingo", sino que están para usarse! hasta los de "batista" de tu abuela), imaginación y mucho cariño. No se trata de comprar y comprar, sino usar lo que ya tenemos de otra manera. Con todo ello seguro que organizáis una merienda estupenda!

Os dejamos algunas ideas para que veáis que las meriendas no son sólo mesas con banderines y cup cakes rosas y que por supuesto no es sólo cosa de chicas.



El papel kraft como mantel es una idea muy original para montar un buffet merienda. Se pueden escribir las instrucciones para que los invitados se vayan sirviendo y vayan pasando alrededor de la mesa. Es original y divertido, y se aleja un poco de las meriendas "rosas" que a mucha gente no les gustan, y que no va mucho con el género masculino. Nos consta que ellos también cocinan, son presumidos y hacen meriendas!
Aquí os enseñamos varias ideas fáciles y variadas. 
- Un ambientados muy original. Los cuencos con granos de café y velas los podemos usar para dar aroma a nuestra casa. El calor de la vela hace que se desprenda un aroma buenísimo a café.
- Croissants de chocolate. Basta con comprar mini croissants y untarlos en chocolate, dejarlos secar y rodearlos con servilletas de papel a nuestro gusto. Es fácil, rápido, rico muy y bonito!
- Cubiertos en macetas. Esta es sólo una idea que se puede interpretar de muchas maneras. Cubos de hojalata o macetas con cubiertos, lecheras con zumos, cafes, batidos... 





La fruta es algo que no puede faltar en una merienda (si queremos que sea algo "equilibrada"). Podemos hacer zumos caseros, limonadas, mermeladas, ensaladas de frutas...o utilizarla para rellenar nuestros muffins, donuts caseros, etc..
Lo más importante es disfrutar mientras se prepara y mientras se merienda. Aprovechad ahora que hace buen tiempo y el sol se va tarde y una merienda puede derivar en una cena improvisada muy divertida.

BON WEEKEND Y NO OS OLVIDÉIS DE MERENDAR ;)
Fotos: PINTEREST

2 comentarios:

  1. Muchas gracias Rocío!! También nos ha encantado tu blog, qué maravilla!!

    ResponderEliminar

Blogging tips